Alojado con amor en Castris

Tablón en Blanco. Comunidad Enfermera

MATERIALES DE SUTURA (Leído 17704 veces)

Nielfa

* 17 de Agosto de 2006, 18:15:53 pm
Disponemos de diferentes tipos de suturas correspondiendo la elección de cada uno de ellos en gran parte de las características de la herida, de la experiencia del personal y de diversos criterios científicos.

El empleo de un determinado material de sutura o del tipo de aguja puede significar una diferencia crucial en el resultado quirúrgico. Veamos los materiales con los que contamos:

1. Suturas adhesivas
2. Grapas
3. Adhesivos titulares. Pegamento
4. Hilos de sutura


Veamoslos algo más en profundidad en los siguientes post.
Última modificación: 17 de Agosto de 2006, 19:23:08 pm por Nielfa
En línea
Since I found serenity

Nielfa

#1 * 17 de Agosto de 2006, 18:24:20 pm
Son cintas de papel poroso adhesivo por una sola cara que se dispensan en bolsas estériles. En el mercado existen diferentes anchuras y longitudes, capaz de aproximar los bordes de una herida o incisión. Además pueden cortarse al tamaño apropiado según la necesidad concreta y no es necesaria la administración previa de anestesia local. Su aplicación es sencilla, pudiendo aplicarse tanto con las manos como con pinzas y no quedan señales de puntos.

Se colocan aproximando la piel y pegando la cara adhesiva sobre la piel en sentido perpendicular a la dirección de la herida.

Indicaciones:
  • Heridas lineales y superficiales con poca tensión (frente, barbilla, eminencia malar, tórax, superficies no articulares de las extremidades y pulpejo de los dedos).
  • Heridas en pacientes ancianos cuya piel es fina y frágil.
  • Heridas con alto potencial de infección.

Contraindicaciones:
  • Heridas con tensión.
  • Heridas con hemorragias incoercibles.
  • Heridas con exudado o secreción profusa.
  • Incisiones en el cuero cabelludo y en zonas pilosas, pliegues y superficies articulares.
En línea
Since I found serenity

Nielfa

#2 * 17 de Agosto de 2006, 18:40:50 pm
Las grapas son suturas metálicas en forma de U o V que están disponibles en distintas anchuras (W: grapas anchas, R: grapas normales), en grapadoras desechables precargadas. El empleo de grapas frente a las suturas convencionales presenta ciertas ventajas, como la rapidez con la que se realiza la sutura, la resistencia y la reacción tisular nula.

Las grapas se mantienen el mismo tiempo que se mantendría una sutura convencional en esa región anatómica.

La retirada de grapas se realiza mediante un extractor de grapas que proporciona el mismo fabricante de las grapadoras.

Indicaciones:
  • Heridas lineales en el cuero cabelludo, el tronco y las extremidades.

Contraindicaciones:
  • Cara, manos, espalda o pliegues.

En línea
Since I found serenity

Nielfa

#3 * 17 de Agosto de 2006, 18:52:29 pm
Las heridas con bordes que no ejerzan una alta tensión pueden ser cerradas mediante un adhesivo tisular, que conforma una barrera flexible y transparente que fija la herida impidiendo su dehiscencia.

Conforma así mismo una adecuada barrera antimicrobiana, siendo otras ventajas:
  • Cierre rápido e indoloro.
  • Efecto estético.
  • Cómoda aplicación.
  • No requiere cuidados especiales ni retirada posterior de puntos.

Indicaciones:
  • Heridas sin alta tensión en sus bordes.
  • En combinación con suturas subcuticulares.

Contraindicaciones:
  • Heridas infectadas.
  • Heridas en mucosas y uniones mucocutáneas (labios o boca).
  • Heridas en zonas húmedas o con mucho vello.
  • Pacientes con sensibilidad a alguno de sus componentes (cianoacrilato o formaldehidos).
En línea
Since I found serenity

Nielfa

#4 * 17 de Agosto de 2006, 19:13:56 pm
Existen muchas clasificaciones según su naturaleza o composición, pero la más útil es la clasificación por las características respecto de su eliminación por el organismo.

Así, podemos clasificarlas en:

Suturas irreabsorbibles. No son degradadas por el organismo (o lo son muy lentamente). Una sutura se considera absorbible si pierde la mayoría de su fuerza tensil en 60 días cuando es colocada bajo la superficie cutánea, aunque no implica que se haya reabsorbido completamente. Se emplean en suturas cutáneas que vayan a ser retiradas o para estructuras internas que deben mantener una tensión constante (tendones):
– Seda (Seda®, Mersilk®). Resulta de fácil manejo pero presenta reacción tisular importante. Se utiliza fundamentalmente en piel, tejido ocular y gastrointestinal.
– Nylon (poliamida) monofilamento (Ethilon®, Nylon®) o multifilamento (Supramid®, Terilene®). Es más cara y difícil de manejar que la seda: tiene más memoria y precisa más nudos. La reacción tisular es mínima.
– Polipropileno: monofilamento (Prolene®, Surgilene®). Muy suave y con mucha más memoria que el anterior. Reacción tisular mínima.

Suturas absorbibles. Se emplean en suturas profundas o no extraíbles.
– Poliglactín 910: material sintético trenzado revestido (Vicryl®). Está indicado en suturas dérmicas, tejido celular subcutáneo, suturas profundas y ligaduras de pequeños vasos. Vicryl rapid: sutura cutánea absorbible (niños pequeños, pacientes no colaboradores). Produce menor reacción tisular que el desaparecido catgut.
– Ácido poliglicólico: material sintético trenzado (Dexon®). Indicaciones: similares al Vicryl®.

Diámetro de la sutura.
En las suturas, un mayor diámetro de grosor significa un mayor tamaño. El grosor se determina por un número desde 5 (máximo grosor) a 0 (mínimo grueso). Las suturas más finas de 0 se expresan añadiendo números al 0 a medida que disminuyen su grosor. De esta forma una sutura de grosor 1/0 es más fina que una de 0, una de 3/0 es más fina que una de 2/0 y así sucesivamente. El grosor más fino es el 11/0.

Un equipo básico para realizar suturas reparadoras debe disponer de:
1. Suturas no reabsorbibles: calibres 2/0, 3/0, 4/0 y 5/0.
2. Suturas reabsorbibles: 3/0 y 4/0; montados en agujas de sección triangular de 3/8 de circunferencia.

Con estos calibres es posible realizar cualquier sutura en cualquier región anatómica. En niños pequeños o sujetos poco colaboradores se puede emplear para el cierre cutáneo una sutura absorbible de reabsorción rápida y buena tolerancia, como el Vicryl rapid®, evitándonos la retirada de puntos (en la tabla adjunta se indican las recomendaciones de materiales de sutura según la zona corporal).

Agujas quirúrgicas: están diseñadas para llevar el hilo de sutura a través de los tejidos produciendo una mínima lesión. Tienen una serie de características que son:

Según la sección se clasifican en:
– Triangular o cortante. Posee bordes cortantes. Permiten atravesar tejidos de elevada resistencia como la piel y el tejido subcutáneo. Son las de elección en cirugía menor. Puede ser de corte reverso (dos bordes cortantes a los lados y el tercero en la parte exterior de la curvatura) o de corte convencional (el tercer borde cortante está orientado hacia el interior de la aguja). Las agujas tapercut son triangulares en su parte distal y cónicas en el resto; se usan estructuras de resistencia intermedia.
– Cónica. Su sección es redonda, afilándose progresivamente hasta la punta. Para tejidos blandos (aponeurosis o parénquimas), no son útiles para suturas cutáneas.
– Espatuladas. Son relativamente planas, tanto en la punta como en la base y los bordes cortantes angulados a los lados. Se usan en oftalmología, suturas viscerales, etcétera.

Y según su forma, las agujas se clasifican en:
– Rectas. Se manejan con los dedos, no con el portaagujas; permiten menos precisión. Se emplean para cierres cutáneos de incisiones largas. Poco indicadas en cirugía menor.
- Curvas. Se manejan con el portaagujas. La aguja se toma por una zona entre el tercio medio y posterior de ésta, permitiendo una mayor precisión y accesibilidad. Pueden tener diferentes arcos de circunferencia y según su ángulo de curvatura se dividen en 4 números: 1/4 círculo, 3/8 círculo, 5/8 círculo y 1/2 círculo. Las de 3/8 de círculo o de 1/2 círculo son las más útiles en cirugía menor.
Para suturas reparadoras, objetivo de este curso, nos interesan principalmente las agujas curvas que se manejan con el portaagujas y específicamente las de sección triangular (con un arco de circunferencia de 3/8 o 1/2), por atravesar con facilidad los tejidos de elevada resistencia, como la piel o el tejido subcutáneo.

Antes de abrir un sobre de sutura es importante fijarnos en la información que nos proporciona el sobre:
  • El tipo de hilo (nombre comercial y composición).
  • Calibre (en ceros) y longitud (en cm) del hilo.
  • Tamaño, forma (dibujado a tamaño natural) y sección de la aguja.

En línea
Since I found serenity